Primer Ciclo - Casa Nido Montessori Bilingüe

Vaya al Contenido

Primer Ciclo

Primer Ciclo
Primer Ciclo
PEDAGOGÍA DE MARÍA MONTESSORI

El método de María Montessori se basa en el mutuo respeto y en la  estimulación del desarrollo de los niños/as siguiendo principalmente las  siguientes dos necesidades:
Una de ellas es la independencia, o sea, a los niños se les da la  oportunidad de elegir, del libre movimiento por la clase, de hacer una  actividad durante el tiempo que necesitan, de poder repetir la misma tarea  tantas veces sientan que es necesario.
La segunda necesidad, igual de importante, es estar en un ambiente  bien preparado con los materiales que permiten a los niños/as el desarrollo  natural de sus habilidades dándoles la posibilidad de descubrir,  experimentar, explorar con todos sus sentidos, de practicar, colaborar,  jugar, comunicarse y de poder desarrollar su concentración a través del  contacto físico con los objetos educativos especialmente seleccionados  según su edad y fase de desarrollo en la cual se encuentran.
Esta interacción con el entorno hace que los niños/as se  autoconstruyen psicológicamente desarrollando tanto su autodisciplina  como su autoestima.
En el aula Montessori los niños/as están guiados en su camino  educativo por el guía, que es la maestra.
Gracias a la observación de todos los que se encuentran en la clase,  puede suponer lo que necesitan aprender en su proceso de desarrollo ya  que satisfacer las necesidades de los niños/as es uno de los objetivos más  deseables.  
El aula Montessori está compuesta por niños/as de diferentes años  de edad. En el primer ciclo hay dos grupos, de 0 a 18 meses y de 18 a 36  meses, que es precisamente nuestro caso.
La importancia de esta división está determinada por las diferencias  especiales en el desarrollo de los peques en cada periodo de educación.  
María Montessori destacó periodos/fases sensibles durante los  cuales los niños/as adquieren ciertos conocimientos necesarios en un  tiempo determinado puesto que los periodos sensibles son pasajeros y  nunca vuelven a aparecer otra vez. Por ello es muy importante observar a  cada niño/a y descubrir sus necesidades en buen momento.  Distinguimos los siguientes periodos:  • Periodo sensible para el lenguaje (desde el nacimiento hasta 6  años)  • Periodo sensible para el orden (entre los 2 y los 4 años)  • Periodo sensible del movimiento (entre los 0 hasta 6 años)  • Periodo sensible por las habilidades sociales (desde los 3 hasta  6 años)  • Periodo sensible para la música (entre los 2 y los 4 años)

Distinguimos los siguientes periodos:
• Periodo sensible para el lenguaje (desde el nacimiento hasta 6  años)
• Periodo sensible para el orden (entre los 2 y los 4 años)
• Periodo sensible del movimiento (entre los 0 hasta 6 años)
• Periodo sensible por las habilidades sociales (desde los 3 hasta  6 años)
• Periodo sensible para la música (entre los 2 y los 4 años)
• Periodo sensible para las matemáticas (entre los 3 y los 6 años)
• Periodo sensible para la escritura (entre los 3 y los 4 años)
• Periodo sensible para la lectura (entre los 3 y los 5 años)
Además, los niños mayores pueden ayudar y enseñar a los más  pequeños. Gracias a ello tienen la oportunidad de desarrollarse mejor  practicando lo que ya saben.
En cambio, los más pequeños aprenden de los mayores que son muy buen ejemplo para ellos. Esa mutua ayuda, colaboración, viene de la  naturaleza de cada niño. Los mayores necesitan satisfacer esa necesidad de  cuidar de los más menores y los más pequeños quieren pasar tiempo con  los mayores para poder hacer lo mismo que ellos y de esa manera  desarrollarse más rápido.

OBJETIVOS

Objetivos generales
Hacer que identifique y exprese sus necesidades básicas de salud,  bienestar, de juego y relación, y que resuelva autónomamente  algunas de ellas mediante estrategias y actitudes básicas de cuidado,  alimentación e higiene.  
Hacer que descubra y construya el conocimiento de su propio cuerpo  y el de los otros, sus posibilidades de acción, y que aprenda a  respetar las diferencias.
• Hacer que construya una imagen positiva de sí mismo y desarrolle  sus capacidades afectivas.
• Hacer que adquiera progresivamente autonomía en sus actividades  habituales de alimentación, higiene y descanso, y en la práctica de  hábitos básicos de salud y bienestar.
• Hacer que disfrute de la actividad sensomotriz a través del juego,  mostrando interés por las situaciones nuevas y tomando conciencia  de sus deseos, necesidades, satisfacciones y frustraciones.
• Hacer que observe y explore su entorno familiar, natural y social.
• Hacer que desarrolle actitudes de cuidado y de respeto hacia los  seres vivos y el medio ambiente.
• Hacer que se relacione con los demás y adquiere progresivamente  normas elementales de convivencia y relación social, así como  ejercitarse en la solución pacífica de conflictos.
• Hacer que se inicie en técnicas de trabajo y hábitos intelectuales, así  como en conocimientos técnicos, humanísticos, históricos y  artísticos a través de la experimentación y la acción.
• Hacer que desarrolle habilidades comunicativas en diferentes  lenguajes y formas de expresión para poder expresar sus emociones,  sentimientos, deseos y experiencias.

Conocimiento de sí mismo y autonomía personal
  • Hacer que conozca su cuerpo e identifique algunos elementos y las  acciones que realiza con ellos.
  • Hacer que descubra y acepte las posibilidades y limitaciones de su  cuerpo.
  • Hacer que desarrolle la coordinación y el control dinámico de su  cuerpo para la realización de las actividades cotidianas.
  • Hacer que desarrolle la habilidad manual necesaria para realizar  actividades motrices de carácter fino.
  • Hacer que desarrolle hábitos de orden.
  • Hacer que desarrolle la observación y la atención.
  • Hacer que descubra los órganos de los sentidos.
  • Hacer que descubra progresivamente su autonomía para  desenvolverse por sí solo/a.
  • Hacer que exprese sus emociones, sentimientos y reconozca las de  los demás.
  • Hacer que identifique las expresiones faciales de algunas emociones.
  • Hacer que desarrolle hábitos elementales de convivencia.
  • Hacer que identifique acciones que perjudican el cuidado del entorno  inmediato.
  • Hacer que participe en actividades psicomotrices.

Conocimiento del entorno
  • Hacer que conozca y se oriente en los espacios más habituales de la  escuela.
  • Hacer que conozca los objetos utilizados en la alimentación y la  higiene.
  • Hacer que se adapte progresivamente a la escuela y al grupo.
  • Hacer que se relacione con los compañeros/as.
  • Hacer que se inicie en el conocimiento de normas básicas de relación  y convivencia.
  • Hacer que conozca las fiestas tradicionales.
  • Hacer que observe algunos cambios producidos en el entorno con la  llegada de las diferencias estaciones.
  • Hacer que conozca algunos animales y plantas.
  • Hacer que desarrolle progresivamente el pensamiento lógico  matemático.
  • Hacer que realice sencillos experimentos identificando relaciones  básicas de causa-efecto.
  • Hacer que reconozca algunos colores de los objetos-
  • Hacer que  diferencie cantidades.
  • Hacer que identifique diferencias y semejanzas entre los objetos.
  • Hacer que identifique algunas propiedades en los objetos.
  • Hacer que reconozca el tamaño de los objetos.
  • Hacer que diferencie algunas texturas de objetos y materiales.
Lenguajes: comunicación y representación
  • Hacer que utilice el lenguaje oral como medio de comunicación con  los demás, pronunciando y expresándose de forma cada vez más  clara.
  • Hacer que exprese emociones, necesidades, deseos mediante el  lenguaje oral.
  • Hacer que aumente progresivamente el vocabulario.
  • Hacer que se acerque a la literatura y la comprenda.
  • Hacer que utilice las pautas elementales de cortesía para saludar y despedirse.
  • Hacer que se inicie en la lectura y la interpretación de imágenes.
  • Hacer que se conciencie progresivamente de la relación del lenguaje  oral con la representación gráfica por medio de imágenes.
  • Hacer que descubra las posibilidades expresivas de su cuerpo para  manifestar sentimientos y emociones y que inícielos en el control del  movimiento y de la relajación.
  • Hacer que diferencie entre sonido y silencio.
  • Hacer que discrimine algunos sonidos del entorno próximo y que  imite el sonido de algunos animales.
  • Hacer que utilice las posibilidades expresivas del cuerpo.

CONTENIDOS DE APRENDIZAJE

Las actividades abarcarán Vida Práctica, área Sensorial y Cognitiva,  del Movimiento, Lenguaje y Arte.  
Además, se realizarán actividades de costura, pintura, danza, música,  huerto y talleres mensuales de cocina, después de los cuales se entregará  un recetario junto con fotos de los niños/as.
Se realizará una actividad para el día de la madre, el día del padre y  el día de Navidad.
Los ejercicios requieren un esfuerzo de parte del niño, un trabajo que necesita realizar,  es lo que le pide la naturaleza: “Entre las revelaciones hechas por el niño hay una que  es fundamental: es el fenómeno de la normalización por medio del trabajo.”  M.Montessori.
Le gusta repetir la misma actividad varias veces y es capaz de concentrarse, para él es importante el proceso de lo que hace.
VIDA PRÁCTICA

El área de Vida Práctica es muy importante y necesaria para el desarrollo correcto de  los niños. Abarca diferentes ejercicios y materiales relacionados con la vida cotidiana,  como, por ejemplo, regar plantas, preparar algo de comer o barrer el suelo. Estos  ejercicios de vida práctica influyen en la mejor adaptación del entorno el cual rodea al  niño, ya que aprende cosas del día a día, las costumbres del lugar/país donde vive,  puede ir desarrollando las tendencias humanas de orden, repetición, movimiento,  exploración, adaptación, perfección, comunicación, trabajo y exactitud. Los ejercicios  equivalen a los períodos sensibles, satisfacen lo que necesitan los niños en un  momento dado en su desarrollo, construyen la autoestima y confianza de sí mismo,  preparan para la vida.
Comunidad Infantil de 18 a 36 Meses
Actividades de vida práctica
Nido de 0 a 18 Meses
Dirección
Calle Bolivar 24 Local E,
28045 Madrid
Teléfono:
910414114
© 2019 Casa Nido Montessori Bilingüe. All Rights Reserved
Regreso al contenido